martes, 5 de enero de 2016

EL MONUMENTO AL ALFÉREZ PROVISIONAL



El equipo de gobierno de nuestro ayuntamiento, está realizado una primera valoración de la denominación de calles, símbolos y monumentos públicos que pudieran estar afectados por la Ley de Memoria Histórica. A parte de las dos calles de las que he hablado estos últimos días, el Concejal de Cultura en el último pleno municipal, también señalo el monumento al Alférez Provisional de la Plaza de España.

El Alférez Provisional fue un cuerpo del ejército, del llamado bando nacional o franquista, que se creó para paliar la falta de cuadros medios y oficiales técnicos de carrera en el ejército. Eran personas que se alistaban voluntariamente en el ejército y obtenían directamente el empleo de alférez por tener una formación media o superior. Su formación dentro del ejército fue rápida, rompiendo momentáneamente moldes reglamentarios que no eran adaptables a las necesidades del momento, creándose las primeras escuelas en septiembre de 1936.

La realización de este monumento en nuestra ciudad se remonta al año 1966, cuando el pleno municipal que se celebró el 15 de octubre del citado año, aprobó  la realización de un monumento a la figura del Alférez Provisional y dedicarle una plaza, nombre que recibió la actual Puerta de Alarcos.

El consistorio capitalino de aquellos años, decidió encargar el monumento al escultor  Marino Amaya, nacido en Astorga (León) y uno de los escultores que tiene más obra pública en España. El monumento en sí, es un monolito de piedra ante el cual aparece la escultura realizada en bronce del Alférez Provisional sobre un pedestal,  con los brazos elevados mirando al cielo y que porta en sus manos una gran espada. Se completaba el monumento con la siguiente inscripción dedicatoria: “Ciudad Real al Alférez Provisional”


Este monumento se colocó en la puerta del Parque de Gasset, delante del desaparecido muro de piedra, siendo inaugurado el sábado 23 de septiembre de 1967, con asistencia de las autoridades civiles y militares de nuestra provincia y el General de División, D. Alfonso Pérez Viñeta, que se desplazó desde Madrid en representación del Capitán General de la Región Militar a la que pertenecía Ciudad Real.

Con la llegada de la democracia, la corporación municipal del año 1982, acordó sustituir el nombre de Alférez provisional a la plaza, por su antiguo de Puerta de Alarcos, tal y como sigue actualmente.

En cuanto al monumento, este sufrió un acto de gamberrismo en el año 1983, al ser derribada la escultura del pedestal, siéndole amputado un brazo de la misma. En las grandes reformas que se realizaron en el Parque de Gasset en los años ochenta,  desapareció el muro de piedra de la entrada y se levantó una verja de hierro, pasando la escultura a los almacenes municipales.

Años más tarde en el año 2003 se procedió a remodelar la Plaza de España, lugar donde se encuentra el edificio del antiguo Regimiento de Artillería, actual Rectorado de la Universidad de Castilla-La Mancha, acordando la corporación municipal el ubicar en esta plaza el monumento del Alférez Provisional, lugar donde continua. Al colocarlo en este sitio se suprimió la inscripción dedicatoria, y para la mayoría de los ciudadrealeños pasa como un monumento dedicado al ejército por su actual ubicación. Una obra de arte en peligro de desaparecer de nuestras calles, en una ciudad tan carente de patrimonio artístico y que puede seguir en su lugar, ya que la ley de Memoria Histórica dice que no se aplicará la misma cuando concurran razones artísticas, y en el monumento al Alférez Provisional concurren estas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario