viernes, 31 de enero de 2020

EL INICIO DE LA CARRETERA DE CARRIÓN



La fotografía que publico hoy, es una imagen de comienzos de los años sesenta del pasado siglo XX, del inicio de la Carretera de Carrión con la Ronda de Calatrava. La fotografía es una imagen curiosa, que parece ser se obtuvo un día de lluvia, en la que podemos ver en primer plano un antiguo miembro de la Policía Local, con el uniforme de la época. Tras ellos se encuentra una churrería ambulante y una caseta de la compañía eléctrica “Electra Feba S.A.”, la compañía que suministraba electricidad a la capital. De fondo se ven las edificaciones de entonces de la ronda, edificios en su mayoría de planta baja.

jueves, 30 de enero de 2020

PEDRO PARDO GARCÍA, EL SACERDOTE QUE DEJÓ HUELLA EN EL PILAR


D. Pedro Pardo en su Parroquia del Pilar en 1978

El 20 de diciembre de 1963, tomaba posesión como cura ecónomo de la Parroquia de Nuestra Señora del Pilar, D. Pedro Pardo García, un sacerdote nacido el 9 de septiembre de 1935 en Aldea del Rey. Curso su carrera eclesiástica en el seminario de Ciudad Real y fue ordenado sacerdote el 19 de junio de 1960. Como primer cargo pastoral, fue el encargado de la capilla misionera rodante “Camirro”. La misión de este “Camirro”, era recorrer los caseríos, fincas y aldeas pequeñas de nuestra Diócesis, para llevar el mensaje del Evangelio a los campesinos manchegos. Después sería nombrado delegado episcopal de Cáritas Diocesana de Ciudad Real, consiliario diocesano de la JOC y capellán de las Concepcionistas de la capital, hasta que en el citado año 1963 fue nombrado ecónomo de la Parroquia del Pilar. 

Busto de D. Pedro Pardo en los jardines de la Parroquia del Pilar 

D. Pedro realizó una gran labor en la barriada de Nuestra Señora del Pilar, durante los veintisiete años que dirigió la misma, siendo muy querido y dejando un buen recuerdo. Durante los años que estuvo al frente de la misma, le tocó construir la nueva Parroquia del Pilar, realizó las cocheras desde donde pudieran realizar su estación de penitencia las hermandades del Martes Santo ciudadrealeño, fundó el grupo de Teatro Popular de Cultura y el equipo de fútbol JOAC. En sus años como párroco, compagino sus labores pastorales, con las de profesor de religión del Instituto Politécnico de Ciudad Real y director de la Coral Polifónica de Ciudad Real, siendo nombrado Ciudadano Ejemplar en el año 1988.

El busto obra del escultor José Antonio González López-Arza fue inaugurado el 23 de marzo de 2003

En el año 1990 dejaría la Parroquia del Pilar, siendo nombrado Canónigo de la S.I.P.B. Catedral de Ciudad Real y Párroco de Poblete. Falleció el 4 de octubre de 2001, a los 66 años de edad, asistiendo miles de personas a su entierro en la catedral de Ciudad Real, tal y como figura en las crónicas de su entierro en la prensa local.


Tras su fallecimiento, se constituiría la Asociación Amigos de Don Pedro, que pretendía mantener viva la memoria del sacerdote, y aparte de realizar un coro, con la ayuda del ayuntamiento encargarían un busto de D. Pedro al escultor José Antonio González López-Arza, que sería inaugurado en los jardines de la parroquia el 23 de marzo de 2003. También se conseguiría que se le pusiera el nombre de calle “D. Pedro Pardo García”, a la calle que se encuentra delante de la Parroquia del Pilar, y en el año 2011 realizaron “Pedro Pardo el documental”, que publico cerrando este pequeño recuerdo a D. Pedro Pardo.

miércoles, 29 de enero de 2020

LA NUEVA PARROQUIA DE NUESTRA SEÑORA DEL PILAR


 
Vista de la Parroquia de Nuestra Señora del Pilar

A raíz del hundimiento de la techumbre de la antigua Parroquia de Nuestra Señora del Pilar, se proyecta un nuevo complejo parroquial en el cual la iglesia estaría a un lado,  a continuación un jardín rodeado de un porche que comunicaría la casa parroquial, el teleclub, sala de Cáritas, de la juventud, biblioteca, etc.

De acuerdo con el señor Obispo-Prior Juan Hervás- una vez realizado los estudios previos y confeccionado el proyecto definitivo, el día 29 de junio de 1973, festividad de los apóstoles Pedro y Pablo, se colocó la primera piedra del nuevo y actual templo de la Parroquia de Nuestra Señora del Pilar. El acto se desarrolló de la siguiente manera:

Colocación de la primera piedra de la parroquia, fotografía publicada en la portada del diario LANZA el 1 de julio de 1973

El señor Obispo, revestido de ornamentos sagrados, se dirigió procesionalmente desde la iglesia provisional hasta el lugar señalado precedido de la cruz parroquial y acompañado por el clero y coro de la parroquia, quienes entonaban himnos alusivos al acto. Una vez en el terreno y solar sobre los que se había de construir el nuevo templo y después de invocar el auxilio del Señor “hacedor de todas las cosas”, el prelado recorrió los nuevos cimientos señalados y procedió inmediatamente a la bendición y colocación de la primera piedra de la iglesia entre las aclamaciones y aplausos de los numerosos fieles de la parroquia y asistentes a la ceremonia. Pero antes de fijarse en su lugar definitivo, el cura ecónomo de la parroquia, Rvdo. Pedro Pardo, dio lectura al acta que juntamente con el número del día del diario provincial “Lanza”, unas monedas de curso legal y una fotografía del antiguo templo, quedarían incrustadas en el bloque para perpetua memoria.

Firmaron junto con el señor Obispo el cura ecónomo, el representante del Gobierno Civil Antonio Rodríguez; el Teniente-Alcalde Daniel Céspedes; Juan Sanguino, segundo Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil; el procurador en Cortes, Luis Martínez Gutiérrez; Dionisio Guijarro, Presidente del Patronato de la Obra Generalísimo, y los miembros de la junta directiva del mismo, quienes donaron generosa y gratuitamente los terrenos para la edificación; el clero asistente; la directora del grupo escolar de la barriada, los presidentes de las hermandades de la parroquia y una representación de los feligreses. Mientras, el coro parroquial interpretó unas antífonas del ritual a cuatro voces mixtas, originales del Rvdo. Pedro Pardo, compuestas expresamente para tal ceremonia. Finalizó el acto con unas palabras del señor Obispo, animando a todos para que lo que entonces empezaban con tanta ilusión lo vieran con alegría hecho muy pronto una gran realidad.

 
Plano de la nueva parroquia en sus orígenes

El arquitecto del templo fue Jesús García del Castillo, su aparejador Florencio Molina y la realización de las obras se encomendó a la constructora Hermanos García del Castillo. Las mismas se iniciaron el 14 de agosto de 1973 y se terminaron en su primera fase el 31 de enero de 1975. En esta primera fase solamente se construyó la parroquia, quedando para la segunda fase el complejo parroquial que también quedó cubierto de aguas en su totalidad. La parroquia, sencilla y de estilo funcional se inauguró el día 3 de marzo de 1975 con el Triduo a Jesús de Medinaceli, que cada año celebra la cofradía a su Titular.

La segunda fase, terminación de la vivienda y dependencias parroquiales, se inició el 24 de febrero de 1978 y se terminó en noviembre del mismo año. El complejo parroquial quedó formado por el templo, dos salones y servicios, un sótano con la misma superficie de los salones y un jardín en el centro del mismo complejo. Los dos salones, años después se convirtieron en varias salas.

A lo largo de la historia de la parroquia, ésta ha contado con cinco párrocos, siendo éstos D. Felipe Lanza Rodríguez (1960-1963), D. Pedro Pardo García (1963-1990), D. Vicente Ramírez de Arellano Rabadán (1990-1999), D. Fernando García-Cano Lizcano (1999-2018) y D. Juan Carlos Fernández de Simón Soriano (2018-actual). 

Imagen de Nuestra Señora del Pilar que preside la Parroquia

martes, 28 de enero de 2020

EL MONUMENTO A FRANCO EN LA BARRIADA DEL PILAR



El viernes 1 de octubre de 1948, fue descubierto presidiendo  los jardines de la Barriada Roldán Losada de la Obra Generalísimo Franco de Ayuda al Necesitado, actual Barriada de Nuestra Señora del Pilar, un busto del entonces Jefe del Estado, Francisco Franco. Al acto asistieron las autoridades civiles y militares de la época, y según el diario LANZA en su crónica del sábado 2 de octubre, la totalidad de los vecinos de la barriada.

El busto en mármol sobre pedestal de granito, era obra del profesor Ramón de la Osa y permaneció presidiendo los jardines de la barriada hasta el año 2000, ya que por diversos ataques vandálicos que sufrió, fue sustituido por la actual imagen de la Virgen del Pilar.


lunes, 27 de enero de 2020

LA BARRIADA DEL PILAR EN ABC EN 1947



El diario de tirada nacional ABC, publicaba el 23 de mayo de 1947, un reportaje sobre la barriada del Pilar bajo el siguiente titular: “A LA VIDA GRATA DESDE LA MISERIA ATROZ. SE CONTRUYERON EN CIUDAD REAL, PARA NECESITADOS, 81 VIVIENDAS, COMPLETADAS CON SUS AJUARES. LA RENTA DE 20 PESETAS PARA INDEMNIZAR DEL PARO Y COSTEAR SUBSIDIOS”, acompañado con el siguiente texto:

TRANSFORMADA LA MISERIA

Amparar al desvalido. Arrebatar de la miseria a quienes en ella, hundidos y descorazonados, sufren sin esperanza de ser redimidos. Crear seres útiles a la sociedad formados con la satisfacción del trabajo y del mejor estar. Y así, de esta benemérita transformación, obtener instrumentos adecuados para la gran acción de la vida.

Eso precisamente acaba de realizarse en Ciudad Real, con un entusiasmo lleno de gratas realidades. La barriada del Generalísimo Franco, grupo Roldán Losada, en las afueras de la población, reúne, en sus 81 viviendas, las mayores atenciones logradas en este orden social.

Si ayer existían hombres y mujeres, con sus criaturas, padeciendo el rigor de las desdichas dentro del marco hostil de semejante desventaja, merced a la construcción de esas viviendas saben del favor de la vida risueña.

POCO MAS DE UN AÑO LA OBRA

Todo fue obra de poco más de un año. Nada había hecho. Y, sin embargo, se imponía la exigencia de actuar. ¿Los recursos? Ya se buscarían. Lo importante era estructurar un plan y desarrollo. Y en estas condiciones de penuria de medios, de dificultades imponentes, se llevó adelante el magno pensamiento. Si en los postulados del Movimiento toman carácter firme y resuelto aquellos principios de “ni un hogar sin lumbre, ni un español sin pan”, la práctica ha venido a exaltar a Ciudad Real como capital, en donde no solamente se ha hecho realidad la idea. Es más, ha sido superada con un espíritu ambicioso de desbordarla. Este ejemplo enaltece a quienes con tan noble afán pusieron en la obra su cariño, su fe y su desvelo.

CADA VIVIENDA EN TREINTA Y DOS HORAS

Fuimos una mañana a la barriada para conocerla. Y pudimos observar el volumen extraordinario del trabajo hecho en tan escasas jornadas. El arquitecto, don Isidro Vital, nos decía:

-Para darle una noción de la actividad desplegada, bastará señalar el hecho de haber salido cada casa, del grupo ultimo de cuarenta, a un promedio de treinta y dos horas por vivienda.

-Establecen ustedes una marca en nuestro país. Y, posiblemente, en este aspecto de la construcción serán los únicos.

Nos acompañan en la visita, además del arquitecto, el cura párroco, secretario de su ilustrísima, el profesor de enseñanza y el administrador de la barriada.

COMPARADOS EL AYER Y EL HOY

Escuchamos palabras de honda emoción. Nos suministran multitud de pormenores confortadores.

-Muchas de estas buenas gentes – nos explican- vivían en establos. Otras, en chozas inmundas. Algunas, en el rigor de la desgracia, ausentes de solicitud, los enfermos conviviendo con una atroz promiscuidad con los sanos. Sería interminable el ir analizando caso por caso. La mayor parte de los moradores de estas viviendas ha visto su aurora de redención.

Nos fijamos con detenimiento en el aspecto de estos vecinos y observamos en los rostros ancha satisfacción. Sus vestidos, sencillos, más limpios. Su aspecto físico general, excelente. Poco más de un año, estos seres se debatían en las garras del desconsuelo físico y moral. Y hoy, el cambio operado en sus vidas les induce a mirarlas con infinita alegría.


VIVIENDA Y AJUAR COMPLETO

-Todo esto se lo deben a nuestra primera autoridad de la provincia- aduce uno de nuestros acompañantes-. No ha habido para él obstáculo  ni embarazo. Los ha allanado, creciendo su esfuerzo a medida de presentarse el contratiempo. Noche y día en la barriada. Dando ideas, alumbrando sugerencias. Aun hoy, sigue visitando las obras de ampliación y escucha y atiende a los inquilinos, procurando complacerles siempre en sus desmandas.

Además de las 81 viviendas construidas y habitadas, se les ha facilitado a sus moradores el ajuar para ponerlas en marcha. Camas, mesas, sillas, armarios, elementos de cocina. Mantas, sabanas, ropas, etc., etc. Es decir, una dotación completa para cubrir las necesidades interiores de un buen funcionamiento.

LAS ESCUELAS Y COMEDORES

Dentro de la misma barriada se ha construido una preciosa iglesia para el culto del vecindario. Escuelas con luz y ventilación profusa para niños y niñas. Los escolares cuentan con un “menaje” de enseñanza bastante surtido. Y en las mesas, distribuidas en el local, tienen asiento cuatro de aquellos en cada una. Ambos colegios se encuentran separados por la iglesia. Y cuando se celebra el culto, las puertas correderas colocadas en los costados de una y otra nave se abren, y niños y niñas, sin moverse de sus respectivas posiciones, pueden oír la celebración de la santa misa.

A los “peques” se les da la comida. Una esplendida cocina cumple este menester. A este efecto, disponen de dos comedores, en donde reciben la atención. Es, pues, un internado, salvo el momento de retirarse al atardecer para ir a sus casas.

GRATITUD DE LOS “PEQUES”

Y cuando llegan fiestas solemnes, niños y niñas no sufren viendo a los de otras clases disfrutar. Se les conceden vales y con ellos adquieren chucherías, van a los espectáculos, y, en fin, gozan de la jornada del día, sin ninguna clase de privaciones. Estas criaturas, agradecidísimas al bien recibido, días pasados, con motivo del natalicio de una niña, hija de la primera autoridad de la provincia, quisieron hacer un presente. Y reunidos, a peseta cada uno, adquirieron un pequeño cubierto para la niña. Profunda fue la emoción de la ofrenda. La correspondencia a ella se tradujo en un regalo de cincuenta pesetas para cada uno de los donantes. Espectáculos de esta naturaleza llenan el alma de satisfacción. No ha de sorprender el cariño y la devoción dedicada constantemente por el vecindario de la barriada a D. Jacobo Roldán, gobernador civil y jefe provincial del Movimiento.

LAS RENTAS, PARA SUBSIDIOS

Para la administración y prosecución de estos trabajos constructores, se ha constituido un Patronato. Y él asume la función de ir desenvolviendo las diversas actividades sujetas a su mandato. Se amplían las obras en la misma barriada a 16 viviendas nuevas, Está en realización el Consultorio y Sanatorio destinado a igual fin benemérito. Se entregará para su administración a la Obra 18 de Julio. Y esta pagará un canon determinado al Patronato, el cual, además de tener asegurada la estancia y asistencia de sus protegidos, destinará la cantidad a fines benéficos entre los moradores de la barriada Generalísimo Franco.

Conviene señalar un detalle muy interesante. Los vecinos pagan por renta de las viviendas veinte pesetas mensuales. Y estas se transforman en seguros para los cabezas de familia en caso de paro, mientras este subsiste, así como también en costear toda clase de subsidios, etc., etc., de la legislación actual.

El Patronato lleva la misión de vigilar la conducta moral de los vecinos, y pone todo su cariño en asistirlos y facilitarles los medios adecuados para con el trabajo hacer frente a las obligaciones de la vida.

Estas obras se van a ampliar a diversos pueblos de la provincia, y ya en dos de ellos se han iniciado las primeras gestiones para hacer realidad cuanto antes lo conseguido con tan admirable espíritu en Ciudad Real.

Como el lector deducirá de cuanto venimos reflejando, hay una obra grande llevada a cabo en Ciudad Real, en el orden social. Este es el camino y esta es la manera de a los desventurados darles oportunidad de mejorar su condición en la vida. El ejemplo debe cundir. Estos pensamientos requieren extensión allí en donde haya aflicción. ¡Es grato el placer de proteger y elevar a cuantos sufren!

M. PEREZ BUENDIA


domingo, 26 de enero de 2020

EL PRIMER NIÑO NACIDO EN LA BARRIADA DE NUESTRA SEÑORA DEL PILAR


Imagen de una calle de la barriada del Pilar en sus primeros años de existencia. Al fondo de la fotografía la desaparecida iglesia de Nuestra Señora del Pilar

El diario LANZA publicaba en su portada del jueves 7 de noviembre de 1946 el siguiente titular: “Nace una niña en el grupo de viviendas de la Obra Generalísimo Franco. Es la primera criatura que viene al mundo dentro del recinto de dicha barriada. El Excmo. Sr. Gobernador y su distinguida esposa apadrinaran a la recién nacida”, acompañado del siguiente texto:

El grupo de viviendas de la Obra “Generalísimo Franco de Ayuda al Necesitado”, erigido en la ronda de la Mata, bajo los auspicios y el impulso personal del Excmo. señor Gobernador de la provincia, es ya, hace unos meses, desde comenzaron habitarse las nuevas casas, un barrio de nuestra capital, casi un pueblo autónomo en pequeño.

Pues bien, en esta barriada ha nacido el día 1 de noviembre, festividad de Todos los Santos, una niña. Es la primera criatura que viene al mundo dentro del recinto del grupo y, por lo tanto, ello supone un acontecimiento.

HIJA DE UN PEON ALBAÑIL

La recién nacida es hija de Lorenzo de la Rubia Lillo, de oficio peón albañil, y de su esposa, Fernanda Ocaña Baeza.

El padre de la niña trabaja en la empresa de don Francisco Palomares Moya y gana un jornal de 12’50 pts.

LA CANASTILLA HA SIDO HECHA POR LA ESPOSA DEL GOBERNADOR

La distinguida esposa del Excelentísimo señor Gobernador, doña María del Pilar Llaguno, ha sido quien ha cosido y confeccionado personalmente las ropas que forman la canastilla de la niña.

Diario LANZA, jueves 7 de noviembre de 1946, donde se recoge la noticia del nacimiento de la primera niña de la barriada

Los señores Roldan Losada, que tanto entusiasmo sienten por esta Obra, que ellos han creado, demuestran, con este hecho, una vez más su buen corazón y sus sentimientos de verdaderos cristianos. La recién nacida podrá decir siempre que a ella le hizo sus primeros pañales la Señora del Gobernador y, con ello, se viene a demostrar que en España aún existen una verdadera hermandad, sin diferencias de clase, entre los de arriba y los humildes, gracias a nuestra fe católica.

NOMBRES QUE SE LE IMPONDRAN

La pequeña recién nacida se va a llamar, de primer nombre, Santa, por haber nacido en la festividad de Todos los Santos y, de segundo, se llamará María del Pilar, como la esposa del Gobernador, ya que los señores de Roldán Losada serán sus padrinos de bautizo.

UNA CARTILLA DE AHORRO CON 500 PTS.

El Excmo. señor don Jacobo Roldán ha querido solemnizar el hecho, abriendo a la recién nacida una cartilla de ahorro con una cantidad inicial de 500 pts.

La pequeña Santa de la Rubia Ocaña, ha nacido con suerte, pues, aunque no haya venido al mundo de pie precisamente, es la primera que ha nacido en un grupo de viviendas que lleva el signo de nuestra época y de nuestro régimen y, por ello, es festejada y homenajeada. Cuando sea mayor, podrá darse un postín enorme con el novio.

En fin, cerramos estas líneas, diciendo que, de este modo, es como se hace patria y no lanzando burdas octavillas como las que nos ocupamos en nuestro editorial de hoy.

¿Cuándo los marxistas realizaron una obra de tan grande contenido social, como la que ahora se está realizando en España y de la que tenemos verdaderas pruebas en nuestra provincia? ¡Mucho “obrerimos” tenían los rojos, pero era de palabra! Los gobernantes del Caudillo hacen más y hablan menos.

Diario 11 de noviembre de 1946, donde se informa del bautizo en la Parroquia de San Pedro


sábado, 25 de enero de 2020

LA VIEJA PARROQUIA DE NUESTRA SEÑORA DEL PILAR


Vista de la desaparecida capilla y posterior Parroquia de Nuestra Señora del Pilar

La barriada de Nuestra Señora del Pilar fue inaugurada el 25 de julio de 1946, tal y como publique hace dos días. Junto a la construcción de las viviendas destinadas a gente humilde, se proyectó una capilla y unas escuelas con comedor y ropero.

La inauguración de esta capilla y escuelas, no se produciría al mismo tiempo que la barriada, sino unos meses más tarde. La Obra “Generalísimo Franco” de Ayuda al Necesitado, que fue quien construiría la nueva barriada del Pilar, acordó en su reunión del 25 de septiembre de 1946, nombrar a la Virgen del Pilar como patrona del nuevo grupo de viviendas, y poner a la nueva capilla bajo esta advocación.

Interior del primitivo templo Parroquial de Nuestra Señora del Pilar

 Esta nueva capilla escuelas con comedor y ropero,  fue bendecida e inaugurada el 1 de enero de 1947. Al acto asistieron, según la nota publicada en el diario Lanza, el Gobernador Civil y Jefe Provincial del Movimiento, Gobernador Militar, Alcalde de la capital, Subjefe Provincial de Falange, Jefe Sindical y otras autoridades; realizando la bendición el entonces Obispo-Prior, D. Emeterio Echevarría, quien también celebraría la primera misa en el nuevo templo. La nueva capilla dependería de la Parroquia de San Pedro, aunque los que se hicieron cargo de la celebración del culto en la misma, serian los jesuitas de nuestra capital, hasta que fue designado capellán de la obra “Generalísimo Franco”, el sacerdote diocesano D. Felipe Lanza Rodríguez, quien a partir de su nombramiento se haría cargo de la capilla. El jesuita P. Ávila, fue quien decoró la nueva capilla, a la que se le dotó de un retablo presidido por la imagen de la Virgen del Pilar, ambos lados de la misma las imágenes de San José y del Sagrado Corazón de Jesús, y a sus pies el sagrario. En esta nueva capilla se erigirían canónicamente las Hermandades de Nuestro Padre Jesús Nazareno Medinaceli en 1952, la de San Cristóbal también en el mismo año anteriormente reseñado, y la de Nuestra Señora de la Esperanza en 1953.

Con el paso de los años, la capilla se convertiría en parroquia el 6 de junio 1960, siendo la cuarta de la ciudad tras la de Santa María del Prado, San Pedro y Santiago, siendo nombrado primer párroco de la misma, D. Felipe Lanza Rodríguez, quien tomaría posesión de su cargo el 30 de mayo del citado año, en el cual se mantuvo hasta el año 1963, año que fue nombrado párroco de Santiago de nuestra capital.

Con el transcurso de los años el templo parroquial se fue deteriorando, y en 1971 su techumbre se hundió, por lo que se proyectaría a partir de entonces la construcción de un nuevo complejo parroquial, cuya primera piedra se colocaría en 1973.

D. Felipe Lanza Rodríguez primer párroco de Nuestra Señora del Pilar

viernes, 24 de enero de 2020

NUESTRA SEÑORA DE LA PAZ PATRONA DE CORRAL DE CALATRAVA


Nuestra Señora de la Paz obra de 1940 del escultor sevillano Manuel Vergara Herrera

Hoy 24 de enero, se celebra la festividad de Nuestra Señora de la Paz, advocación nacida a finales del siglo XI en Toledo. En nuestra provincia esta festividad se festeja en muchos pueblos, entre ellos Corral de Calatrava, donde es su patrona.

En el siglo XVIII se construyó la ermita de Nuestra Señora de la Paz 

Sobre el origen de este pueblo y de su nombre tenemos que atenernos a lo que informan las Relaciones Topográficas de Felipe II de 1575, cuando en su contestación 1ª dicen “… Corral de Caraquel… está junto a la villa de Caraquel… en otro tiempo, según las historias, ciudad muy populosa… e hubo por bajo …un corral … que servía de herradero de vacas, y allí se edificó este pueblo …”, en la nº 2 concretan que se pobló a finales del siglo XIV, ya que se dicen “… población de ciento ochenta años a esta parte …”; las de Caracuel por su parte en su contestación 39 informan que “… la causa de despoblarse fue porque el Comendador tenía aquí su casa, y por ser camino tan pasagero se apartó al Corral … y prometió a cada vecino que se fuera allí 10.000 mrs. … y se fueron muchos, y asi se pobló el Corral…”; por su parte varios autores estudiando los itinerarios del geógrafo del siglo XII El Edrisí,  creen que el Dar Albacar que nombra una jornada antes de llegar a Calatrava, viniendo desde Córdoba, es el actual Corral.

Imagen de Nuestra Señora de la Paz destruida en 1936

En el Libro de la Montería de Alfonso XI tenemos una notable cita sobre este término: “… la sierra del Salcejo, que es cabo el Corral de Caraquel, es buen monte … Et son las vocerías, la una desde la Nava, el camino arriba, que va del Corral a los molinos; et la otra por cima del Rebenton. Et que estén renuevos por cima de la sierra del Salcejo. Et son las armadas, la unas en la Nava, et las otras en el Colmenar…”; aunque no es seguro parecen indicar estos datos que la zona situada entre el pueblo, el rio y la aldea de los Pozuelos, era entonces un espeso monte que permitía guarecerse a los osos, reses que monteaba preferentemente el rey Alfonso XI.

A finales del siglo XIV, Corral recibió el beneficio de Villa, pero no sería hasta 1.822 cuando se produjo la separación de los términos municipales con Caracuel.

Pintura de la primitiva imagen de la Virgen de la Paz donde la podemos ver con las ráfagas que fueron suprimidas en la nueva iconografía de 1940

La devoción a la Virgen de la Paz surgiría en la villa al pertenecer esta al Arzobispo de Toledo, lugar donde nació la advocación en el siglo XI, tal y como reseñe al principio. Inocente Hervás y Buendía en su “Diccionario Histórico, Geográfico, Biográfico y Bibliográfico de la Provincia de Ciudad Real”, dice que en el siglo XV ya se daba culto a la Virgen de la Paz por voto de la villa; y en la relaciones ya citadas de 1575, en su contestación 52 se dice: “Guárdanse los días festivales comunes, aunque por voto particular se guarda Nuestra Señora de la Paz, San Gregorio y San Antón y Santo Sebastián y Santa Brígida ” .

Altar de la ermita de Nuestra Señora de la Paz  

Dos siglos después, en 1770 en el Censo de Hermandades, Gremios y Cofradías del Conde de Aranda, ya aparece la Virgen de la Paz como patrona de la villa, ya que en las respuestas que realiza la población figura: “ay anualmente la festividad de Nuestra Señora de la Paz patrona de esta villa que voluntariamente se toma el zetro por uno o dos vecinos que su costeo de función de Iglesia reducida a la Misa, Prozesion Sermon Polbora, y refresco en la que tambien se gastan un mil y cien reales vellón para lo que se ayuda con ziento y cinquenta reales por los caudales públicos que están dotados por el real consejo de Castilla; en esta misma función ay tres oficiales con la voz o nombre de Capitan Alferez y sargento que voluntariamente cumplen tres oficios y gastan cada uno treszientos reales en ofertorio que hacen de ziento treinta y cinco reales entre los tres y refresco de colazion que dan, cuyo ofertorio se gasta en Asi mismo azeite y zera para la Luminarial de la lámpara, y altar de zeras y tambien pareze a sus mercedes hes laudabl continue”.

Cúpula de la ermita 

Lo que queda claro por lo referido hasta ahora, es que la devoción de los corraleños a la Virgen de la Paz, nació en el siglo XV, y con el transcurso de los años fue en aumento hasta convertirse en la patrona de la villa. Tanta fue la devoción que adquirió la Virgen de la Paz, que en el siglo XVIII se levantó al sur del pueblo una ermita en su honor, con planta de cruz latina con una sola nave, con cúpula sobre el crucero de brazos poco desarrollados y cabecera poligonal.

La Virgen de la Paz preside el retablo de su ermita 

En cuanto a la iconografía de la Virgen de la Paz, la imagen de la Virgen corraleña que llegó hasta 1936, era una imagen de vestir con ráfagas, que portaba en su mano derecha un banderín que llevaba grabado el nombre de “Nª Sª de la Paz”. Destruida la imagen de la Virgen, por republicanos del Frente Popular, al inicio de la Guerra Civil Española y asaltada su ermita y destruidos los retablos e imágenes que recibían culto en ella, al término de la guerra en 1939, seria encargada la actual imagen de la Virgen al escultor sevillano y profesor de la Escuela de Artes Aplicadas y Oficios Artísticos de la capital hispalense, Manuel Vergara Herrera, quien la entregaría para sus fiestas de 1940. La imagen de dimensiones más reducidas al tamaño natural, recibe culto durante todo el año en su ermita, presidiendo el retablo, que también fue construido al término de la Guerra Civil.

En el camarín de la Virgen  se guarda todo su ajuar 

Todos los años los cultos a la Virgen se inician el 18 de enero, cuando la imagen es bajada desde su ermita a la Parroquia de Nuestra Señora de la Anunciación, donde se inician los cultos en su honor, que concluyen el día 24 con la salida procesional de la imagen por las calles del pueblo. Como dato curioso mencionar, que durante la procesión se tiran miles de cohetes al paso de la Virgen, sobre todo al término de la procesión y llegar su imagen al templo parroquial. 

La Virgen de la Paz en sus andas de traslado

jueves, 23 de enero de 2020

LA BARRIADA DE NUESTRA SEÑORA DEL PILAR FUE INAUGURADA EL 25 DE JULIO DE 1946


Imágenes de las primeras cuarenta viviendas construidas en 1946. Las imágenes fueron publicadas en el diario LANZA el 2 de abril de 1946

El 9 de diciembre de 1944, tomaba posesión como nuevo Jefe Provincial del Movimiento y Gobernador Civil de Ciudad Real, D. Jacobo Roldan Losada, que a los pocos meses de su toma de posesión, constituiría La Obra “Generalísimo Franco” de Ayuda al Necesitado, que se nutria con fondos benéficos de particulares y organismos oficiales. Ante la falta de vivienda en nuestra ciudad en aquellos años, que  obligaba a muchas familias humildes vivir en chabolas, la Obra “Generalísimo Franco” acuerda construir viviendas para estas familias humildes, y solicita al Ayuntamiento capitalino la cesión de terrenos para ello. Este cedería en 1945 una superficie de 131.648 m2, que se ubicaban entre la Ronda de la Mata y la Carretera de Carrión, lindando con la desaparecida Prisión Provincial.

Una vez cedidos los terrenos, la Obra “Generalísimo Franco” puso en manos del arquitecto de la Obra Sindical del Hogar, Isidro Vidal, la construcción de la nueva barriada, quien proyectó en un primer momento la construcción de cuarenta viviendas con una inversión de unas 800.000 pesetas. Cada casa tenía cuatro habitaciones y corral. La habitación mayor era la cocina-comedor, que contaba con un hogar de campana, para que pudiera ser utilizado indistintamente de leña o carbón. Las otras tres habitaciones eran dormitorios, el corral era de pequeñas dimensiones, y en una esquina del mismo había un pequeño cuarto de aseo. Para completar el grupo de viviendas, se construyó un amplio edificio en el que se instaló una capilla, escuela para niños y niñas, roperos y comedores de auxilio social, lo que haría que el presupuesto total ascendiera a un millón de las antiguas pesetas.

Imagen  publicada en el diario LANZA el 25 de julio de 1946, que muestra el interior de la cocina-comedor

Las primeras  cuarenta viviendas, fueron entregadas el 25 de julio de 1946 con luz eléctrica  y amuebladas con  una mesa, varias sillas, un armario, una cama de matrimonio y una cama en cada una de las otras dos habitaciones. Este mismo día, según el diario Lanza, se puso la primera piedra para construir otras cien nuevas viviendas, para lo cual La Obra “Generalísimo Franco”, recibió una ayuda de un millón y medio de pesetas del Instituto de la Vivienda. Estas se fueron construyendo y entregando poco a poco, ya que las diez últimas viviendas fueron entregadas el 16 de julio 1950, como podemos comprobar en la portada del diario Lanza del 18 de julio del año anteriormente reseñado.

La barriada recibió el nombre de “Barriada Jacobo Roldán”, en honor a su creador e impulsor, el Gobernador Civil de la Provincia ya citado, D. Jacobo Roldan Losada, pero pronto fue conocida popularmente como Barriada de Nuestra Señora del Pilar, ya que la Virgen del Pilar fue nombrada la patrona de la barriada en septiembre de 1946, y se puso la capilla bajo esta advocación. 

Plano de la Barriada Jacobo Roldán 

miércoles, 22 de enero de 2020

UNA VISTA DEL SANATORIO DEL 18 DE JULIO Y DE LA BARRIADA DEL PILAR



En el hall de entrada de la Parroquia de Nuestra Señora del Pilar, podemos ver la imagen que reproduzco hoy, que nos muestra una vista aérea del Sanatorio del 18 de Julio, y de la Barriada de Nuestra Señora del Pilar.

En la fotografía de finales de los años setenta del pasado siglo XX, podemos ver el Sanatorio del 18 de Julio, aún en uso, y junto a él, la desaparecida Prisión Provincial, de la que hablaré otro día. Tras la vista de la Prisión Provincial, podemos ver el desaparecido colegio Francisco Franco.

En la Barrida de Nuestra Señora del Pilar, terminaba la ciudad dirección a Madrid, tras ella solo existía campo. En la imagen podemos observar la antigua fisonomía de las viviendas de la barriada, cuando aún estas no habían sido dobladas con una segunda planta, como actualmente ocurre en muchas de ellas. En el centro la nueva Parroquia de Nuestra Señora del Pilar, inaugurada en 1975.

martes, 21 de enero de 2020

EL SANATORIO DE LA OBRA SINDICAL 18 DE JULIO



En enero de1947 el Patronato de la Obra “Generalísimo Franco”, acuerda la construcción de un sanatorio-consultorio, que llevó a la práctica la Obra Sindical del 18 de Julio. Este se construyó en la Ronda de la Mata, con la carretera de Carrión en forma de U, sobre 1.811 metros cuadrados de superficie, obra del arquitecto Isidro Vidal Gutiérrez, que comenzó a funcionar en 1949. Cuando dejo sus funciones de sanatorio, fue destinado a la sede de la Asociación de Empresarios y actualmente se encuentra vacio.


lunes, 20 de enero de 2020

LA DENOMINACIÓN DE LOS TRAMOS DE RONDA NO SE APROBÓ HASTA 1960


Vista de la Ronda de Calatrava en 1967. Al fondo podemos ver el Instituto Juan de Ávila 

No fue hasta el pleno municipal celebrado el miércoles 17 de febrero de 1960, cuando los diferentes tramos de ronda, recibieron el nombre que mantienen en la actualidad, hasta esa fecha la ronda recibió los nombres de “Camino de Ronda” o “Carretera de Ronda”, excepto lo que actualmente es la Ronda de Ciruela, que se llego a llamar “Paseo de Cisneros”.

En el pleno mencionado anteriormente, a propuesta de la comisión de urbanismo, se aprobó una propuesta “sobre la denominación de los tramos de Ronda de circulación, con el fin de simplificar el sistema y dar una norma fija de orientación fácil para los vecinos, al mismo tiempo que ayuda a los servicios de Correos, médicos y otros profesionales en su tarea, conservándose los nombres tradicionales. Siguiendo el sentido de las agujas de un reloj, se denominará Ronda de Alarcos al tramo comprendido entre la calle de Alarcos y la Puerta de Santa María, desde esta Puerta a la del Carmen; Ronda del Carmen, desde aquí a la Puerta de Toledo; Ronda de Toledo, desde esta a la de Calatrava; Ronda de Calatrava, desde esta a la Puerta de la Mata; Ronda de la Mata, desde esta a la de Granada; Ronda de Granada, desde la Puerta de Granada a la de Ciruela; Ronda de Ciruela, desde esta a la Puerta del Parque o de Alarcos. Asimismo, se arbitrará la consignación para la confección de las placas. En cuanto a la numeración, los pares serán los números de las casas pegadas al casco de la población, y los impares al otro lado, es decir, atravesada la calzada de los tramos correspondiente a ronda”. (Diario Lanza, jueves 18 de febrero de 1960).

Plano con la nueva denominación de los tramos de ronda, publicado en la portada del diario Lanza el 18 de febrero de 1960

domingo, 19 de enero de 2020

UNA IMAGEN DEL PASADO DE CIUDAD REAL



Hoy traigo al blog, una imagen del pasado de Ciudad Real, captada en el inicio de la calle de la Mata, con calle conde de la Cañada en el año 1951. En ella podemos ver al repartidor de la cerveza “El Aguila”, una imagen común en la sociedad ciudadrealeña de aquellos años, cuando los repartidores de diferentes productos recorrían las calles de nuestra ciudad. Tal y como podemos leer en la segunda imagen publicada en esta entrada, las oficinas se encontraban en la calle General Rey, 4, el almacén en la calle Palma, 4 y la cámara de hielo en la Avenida de los Mártires (Alarcos), 43.


sábado, 18 de enero de 2020

BAR-RESTAURANTE CASTILLA, CIUDAD REAL



CUARENTA AÑOS Y DOS GENERACIONES HACIENDO QUE LA GENTE SE SIENTA COMO EN CASA

El Castilla…, nuestro segundo hogar!!!! Así han nombrado los clientes y amigos el Restaurante Castilla de Ciudad Real en facebook, que fue fundado a finales de 1978 por los hermanos Jesús y Ángel Navarro Santos. Un establecimiento que tiene la particularidad y la suerte de que tres generaciones de vecinos del barrio y de la ciudad (abuelos, padres e hijos), han pasado por él, siendo el punto de encuentro, disfrutando de su auténtica cocina tradicional manchega, de sus fiestas y cotillones y de sus banquetes de boda, formando una gran familia, en la que todo el mundo conoce a todo el mundo y siempre estás acompañado aunque vayas solo.

Pero antes, los hermanos Navarro ya habían hecho sus pinitos en la hostelería, primero con una cafetería en su pueblo natal, Los Cortijos, y después Jesús se quedó durante cuatro años con el conocido bar El Pollo de Almagro donde su mujer, Chon Santos Angulo, también trabajaba entre fogones. Muchos años antes, Jesús y Chon también habían  trabajado durante varios veranos en un merendero en Santa Pola (Alicante).

Jesús Navarro y Chon durante la fiesta de celebración del 35 aniversario

De Almagro se traslada la familia a Ciudad Real donde Jesús Navarro, junto con su hermano Ángel, monta un restaurante y salón de bodas en la zona del Torreón (entonces casi un descampado sin los edificios que hoy se erigen en su avenida). Así, en diciembre de 1978, en concreto en la calle La Mata, 32, los dos hermanos abren el bar, cafetería, restaurante y salón de bodas ‘Castilla’, en la misma ubicación que en la actualidad más el local contiguo que ahora ocupa una entidad bancaria. Ese día celebraron la inauguración del salón-restaurante y el primer cumpleaños de Fran Navarro Santos, hijo de Jesús y Chon y uno de los actuales responsables del Castilla junto a su hermana Montse.

Un salón de bodas con historia

En el salón de bodas Castilla, de los primeros en abrirse en la capital, con cabida para 300 comensales “se ha casado medio Ciudad Real”, dicen Fran y Montse. Era curioso, comenta Fran, observar cómo se hacían reservas de 200 y luego de repente se presentaban 350 o 400, “mi padre decía que hasta llegó a pedir permiso al local contiguo, de reparación de televisores, para poder montar mesas y atender a todos los invitados”. Eran bodas con menús muy completos donde incluso se degustaban auténticas angulas en exquisitas cazuelas al pil pil.

Ambos hermanos deciden abrir otro establecimiento, el Restaurante El Torreón, con un concepto diferente, más elegante y de lujo con grandes lámparas y en el que cada mesa tenía un camarero a su cargo que incluso limpiaba la carne y el pescado a los comensales. Pero esa es otra historia que merece su propio reportaje.

Los hermanos Fran y Montse Navarro junto al personal que hoy lleva el restaurante

Ángel y Jesús no organizaban solo las bodas del Castilla, también celebraban cotillones de Nochevieja con orquesta en directo y que tuvieron mucha fama en su momento (todavía hoy día lo recuerda emocionado algún cliente diciendo: “Eso sí que eran fiestas, no lo que hacéis ahora”); llevaban las barras de la carpa de Carnaval en los buenos tiempos e incluso gestionaban la cena de gala de La Talaverana en la Feria de Ciudad Real a mediados de los 80.

En 1990 se disuelve la sociedad de ambos hermanos y Jesús se queda con el Castilla y Ángel con el restaurante El Torreón. Jesús y Chon deciden entonces hacer un restaurante más familiar reduciendo la superficie a la existente actualmente, aunque en cocinas continuaban ofreciendo su comida tradicional casera de siempre: pistos, asadillos, tiznaos, gachas, migas, guisos, manitas, revientalobos, callos, además de carnes, lechal, cordero manchego, calderetas de venao, lomitos de ciervo adobado, jabalí, … y mucho puchero, “todos los días se servía y se sirve caldo de cocido, además de mucha legumbre”. Al menú diario y de fin de semana se incluye una carta con producto fresco de calidad y pescados de temporada.

Llegan años de vacas flacas con la última crisis económica y el personal del Restaurante Castilla se reduce a la familia, “abríamos temprano, mi madre se ocupaba de la cocina, mi padre estaba en la barra y un poco en todo, y nosotros dos en sala o ayudando”. Tanto Fran como Montse reconocen la labor incansable de sus padres por sacar a flote el negocio, haciendo que la clientela se sintiera como en casa disfrutando en el Castilla de una comida igual que la que les prepararía su propia madre. Destacan especialmente el trabajo desarrollado por su madre desde los inicios: “Se quedaba en casa lavando los manteles del salón de bodas, y luego con la crisis bajaba a las 9 de la mañana y no se iba hasta la noche”.

Fran y Montse

En el año 2015, teniendo ya como gerentes del local a Fran y Montse Navarro Santos, el Restaurante Castilla vive un buen momento, el negocio va bien y se consolida una plantilla de 8 trabajadores. Se realiza la tercera y última reforma, una renovación de la estética en la que se añade un hall o zona de tapeo con barricas, dando más luz al establecimiento y cambiando posteriormente la cocina aunque manteniendo el estilo rústico que le caracteriza. Una mejora que lamentablemente no pudo ver su padre, fallecido poco antes.

Hoy, el Restaurante Castilla, cuyo domicilio actual es La Mata, 6, sigue siendo ese punto de encuentro de personas mayores y muchos grupos de jóvenes que han adoptado el lugar como su segunda casa, sobre todo los fines de semana. Con una clientela fiel en desayunos, menús diarios, tapeo y fines de semana, en fogones ya Chon no está presente, aunque sí su recetario que se sigue al pie de la letra, habiendo incorporado algunas ensaladas, tostas y la brasa con parrilladas de carne y de ibéricos para compartir. Para los caldos caseros se adquieren productos de la tierra de los mismos proveedores que tenían sus padres. En este sentido, Fran destaca que se cuida mucho la materia prima y su origen, que sea de aquí, los vinos son de Valdepeñas y La Mancha, las judías pinesas de Malagón (para lo que ya reservan el producto al agricultor), el garbanzo de Sonseca, el cordero manchego o la caza de la zona. Esta última era una de las pasiones de Jesús Navarro, además de la Virgen de la Esperanza que, en alguna ocasión, ha saludado al paso del cortejo procesional por la puerta del Castilla en recuerdo de un gran luchador por hacer un poco más llevadera la vida de sus vecinos y amigos.


Izq: vista del comedor cuando se realizó la segunda reforma. Dcha.: una concentración de scooter ante la fachada