jueves, 11 de agosto de 2011

LA IMAGEN DE NUESTRA SEÑORA DEL PRADO EN BANDERINES Y ESTANDARTES



A lo largo del tiempo, negocios, asociaciones y grupos de viviendas, optaron por utilizar el nombre de Nuestra Señora del Prado, para identificarse. En la prensa del siglo XX, podemos ver en los anuncios la cantidad de establecimientos que a lo largo de los años se llamaron Nuestra Señora del Prado.

En los últimos años del siglo XX, también surgieron asociaciones que utilizaron el nombre de nuestra patrona para identificarse, y su imagen la han reproducido en banderines y estandartes.

Sin duda el banderín más valioso artísticamente hablando, es el de la Banda de Cornetas y Tambores “Virgen del Prado-La Pasión”. Bendecido el pasado 16 de abril a las 19’00 horas en el Museo Municipal “López Villaseñor”, por el párroco de Santa María del Prado (Merced) Rvdo. Sr. D. Adriano Delgado Perea. El banderín en terciopelo granate, esta bordado en oro por Jesús Díaz Hellín y tiene bordada en relieve la imagen de la Virgen del Prado con orfebrería de los talleres de Orovio de la Torre. Esta misma orfebrería es la autora de la corona que remata la vara que porta el banderín, que reproduce a la de la Virgen del Prado.


El estandarte de la Hermandad de Pandorgos, también en terciopelo granate, lleva en su anverso entre dos ovales el nombre de la Hermandad y en el centro la imagen bordada en oro de recorte de Nuestra Señora del Prado y por debajo la Puerta de Toledo, mientras que en el reverso va el escudo de Ciudad Real. Este fue confeccionado en el año 2003 y regalado por el Excmo. Ayuntamiento de Ciudad Real, celebrando un acto para su entrega en el Museo Municipal López Villaseñor y bendecido por el M. I. Sr. D. Eugenio Sánchez Vega.


El estandarte de la Hermandad de Cabezones, lleva en su reverso pintada a la Santísima Virgen del Prado obra de Miguel Lara Romero del año 1998.


Por ultimo comentar que la Hermandad de la Santísima Virgen de la Misericordia, ha estrenado este año un simpecado con una pintura del escultor Luis Fernando Ramírez Mata, que es una Inmaculada Concepción inspirada en nuestra patrona La Virgen del Prado sin su armazón y manto. Esta plasma la sencillez y la realeza de la que todos veneramos como Madre de Ciudad Real, para la técnica se ha basado el autor en el Apocalipsis de San Juan, recreándose en las tonalidades que aparecieran en el cartel conmemorativo del VIII Centenario de la Aparición de la misma en nuestra ciudad. "Apareció en el cielo, una gran señal, una mujer vestida de sol y con la luna debajo de sus pies y sobre su cabeza, una corona de doce estrellas..." En el mismo recordamos el voto de la ciudad a la Pura y Limpia Concepción de María entrelazando sus manos en actitud orante y como pedestal tres querubines sujetan la media luna, cabe destacar la mirada penetrante de la patrona, así como su túnica rosa encarnada, símbolo de la Encarnación de Jesús en su seno y el estofado en los pliegues del manto, que dotan a la imagen de un gran realismo, elegancia y belleza.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada