viernes, 25 de noviembre de 2016

“EL CASINO” UN NOMBRE PARA UN EDIFICIO HISTÓRICO DE CIUDAD REAL


 
El antiguo casino a principios del siglo XX con la desaparecida verja que daba acceso a la terraza

El edificio del antiguo Casino de Ciudad Real, proyectado por Sebastián Rebollar (que también proyectó el edificio del Banco de España y la Diputación Provincial), fue inaugurado el 7 de junio de 1887. El edificio se construyó en los solares que un día ocuparon las casas del corregidor Fermín Díez Carnero, teniendo tres fachadas principales: la de la Calle Caballeros (llamada anteriormente Diego Medrano y en época de la República: Doctor Carracido) la del Pasaje de Pérez Molina (llamada en tiempos Travesía Nueva) y la Calle del Prado (anteriormente denominada de Ezequiel Naranjo).

El edificio se organiza en torno a un patio central que se cubre con una zona acristalada sobre la que se levanta una montera que cierra la cubierta de ese espacio central. En su frente delantero una zona de terraza utilizada como zona de estancia en los momentos en que era Casino. Un salón de baile en uno de sus laterales albergaba las actividades festivas en diferentes épocas del año. La sociedad que auspició la creación del "Gran Casino" era la misma que anteriormente regía otro casino en la capital llamado "Casino de la Amistad" (situado en la plaza del Pilar). Su último presidente (mientras el Casino tuvo como sede este edificio) fue García Santiyán de los Ríos.

En su origen, la construcción constaba de dos plantas: el sótano y la planta principal. Después se levantó otra planta más en la zona colindante con el Palacio Episcopal. Estaba dotado de numerosas dependencias entre las que destacaban: un gran patio central, salón de baile, sala de tertulias, biblioteca, restaurante, guardarropa, sala de juntas, salas de juegos, salón de actos y una gran terraza que daba al Prado.

Finalizada la guerra civil, durante dos años aproximadamente, albergó el Hogar de la Falange José Antonio, conservando una sala llamada Aula José Antonio hasta muchos años después. En torno a 1941, D. José Víctor Santos, presidente del Casino y Oficial Mayor del Consistorio asumió la tarea de devolver al Casino su primitivo uso, funcionando como tal, hasta que en la década de los 80 es reformado para conformar la sede del Conservatorio de Música Marcos Redondo y de la Agrupación Musical de Ciudad Real. Posteriormente, en los 90 se trasladaron a este edificio las Concejalías de Cultura y Festejos del Ayuntamiento de Ciudad Real y el Consejo Local de la Juventud.

 
Vista de la fachada del Prado del Casino donde podemos ver la desaparecida verja

En 1907 se encargó una reforma al arquitecto provincial Telmo Sánchez, que levantó una altura más en el lateral izquierdo, prolongando el muro contiguo al Palacio Episcopal.  El mismo arquitecto en 1913, se encargó de levantar una montera acristalada para cubrir el patio, que cambiaría buena parte de la concepción espacial interior del edificio. Telmo Sánchez también ocultó la forja de las columnas revistiéndolas con elementos decorativos.  En esta misma reforma se construyó una marquesina que protegía la salida de las tres puertas de la sala de tertulias, cubriendo un amplio espacio de la terraza. Cabe destacar también, la intervención del pintor Ángel Andrade que en 1932, realizó diversos trabajos de decoración del interior del edificio.

En los años 80, el casino es adquirido por el Ayuntamiento de Ciudad Real estando fechada la escritura de compraventa en Diciembre de 1981. Un edificio que por su excelente situación y organización interior sigue siendo un referente social y cultural de la ciudad. El edificio que inicialmente fue casino, ha tenido usos como Conservatorio, dependencias administrativas y culturales diversas. Pero seguimos denominándolo como antiguo casino. Porqué no decidir de una vez que el edificio se llame “El Casino”. Es el uso para el que fue construido y para el que ha estado siendo utilizado durante largos años y al que seguimos asociándolo colectivamente. Falta un buen logotipo, un rótulo adecuado y “El Casino” podrá seguir albergando las diferentes actividades culturales y sociales de Ciudad Real.


 
La verja del antiguo casino

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada