jueves, 16 de enero de 2014

HOMENAJE MERECIDÍSIMO AL M. I. SR. D. EUGENIO SÁNCHEZ VEGA, EN EL PRIMER ANIVERSARIO DE SU MUERTE



Hace un año tal día como hoy era enterrado, una gran persona y sacerdote, que se acercó a las cofradías y hermandades con la mirada del Buen Pastor, tal y como nos recuerda el Papa Francisco en su Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium (La alegría del evangelio). Fue un sacerdote que abrió las puertas de la Parroquia de Santo Tomas de Villanueva a las cofradías de la Flagelación, de Las Penas y Virgen de la Cabeza.

Siempre trabajo con las cofradías alentándolas y fortaleciéndolas, destacando la fuerza evangelizadora de las mismas, sabiendo leerlas y no menospreciándolas como actualmente nos tienen acostumbrados muchos sacerdotes de nuestra ciudad, que ignoran que las mismas son obra del Espíritu Santo.

Por ser un sacerdote ejemplar y por su gran trabajo en defensa de las cofradías abriendo la Parroquia de Santo Tomas de Villanueva a nuevas cofradías, recibió un reconocimiento de la entones Tertulia Cofrade “Martillo y Trabajadera”, el martes 14 de marzo de 1995, en el bar “Carlos III” de la calle Lirio. Durante la celebración del acto D. Eugenio recibió una metopa que recogió emocionado, alentando como siempre a los cofrades con su palabra a seguir trabajando por nuestra Semana Santa.

Necesitamos en nuestra ciudad sacerdotes como D. Eugenio, que supo descubrir que en las cofradías y hermandades ciudadrealeñas esta el alma de nuestro pueblo y nunca las miró con desconfianza porque siempre defendió que estas era una manera legítima de vivir la fe, un modo de sentirse parte de la Iglesia, y una forma de ser misioneros.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada